¿Cómo utilizar el amaranto?

Tabla de contenido

A pesar de confundirse con el paisaje de plantas, que al parecer no aporta ningún beneficio al organismo, el amaranto, también conocido bajo los nombres de beldo, huatli o la pira, tiene una amplia fuente de propiedades para el cuidado efectivo de nuestro organismo. Por ello, el día de hoy queremos enseñarte cómo utilizar el amaranto.

Origen

El origen de esta planta se remonta a cerca de siete mil años. Para los mayas, incas y aztecas, era una planta sagrada, gracias a su capacidad de adaptación a cualquier terreno y a pesar de su apariencia, esta planta no necesita un riego continuo, ni grandes cantidades de abono. Al contrario, el amaranto abona la tierra.

¿Cómo utilizar el amaranto?

En América Latina, existen 70 tipos de pira, agrupadas en hortícolas, porque de ellas se puede consumir el tallo, las hojas, y las graníferas, porque los granos que tienen en las espigas se pueden convertir en harina.

Usos del amaranto

Es una planta que se puede utilizar desde la raíz hasta la espiga por sus grandes aportes nutricionales y medicinales. El amaranto contiene ácido fólico, hierro, calcio, fósforo, vitaminas A, B2 y C, niacina, lisina y grasas naturales. Los granos de sus espigas contienen proteínas y aminoácidos esenciales que superan la cantidad en otros cereales. Es energizante y una gran oxigenante cerebral. Esta planta es capaz de devolverle los nutrientes a una tierra muerta y prepararla para la siembra.

¿Cómo utilizar el amaranto?

Con las raíces del amaranto se pueden realizar infusiones para aliviar la ansiedad, la diarrea, la hipertensión, la artritis, fiebre y la menstruación excesiva. Si a la infusión se le agrega el tallo, se puede aliviar el reumatismo y la depresión.

Por su parte, las hojas de amaranto son útiles para aliviar la piel golpeada o con úlceras. Si se le añaden a la infusión, se alivia la irritación de la garganta y, al realizar gárgaras, estimula la actividad cerebral e incluso puede aliviar migrañas.

¿Cómo utilizar el amaranto?

Si adquieres granos de amaranto podrás consumirlos en forma de cereal, debido a su alto contenido proteico, estos suelen ser ingeridos durante el desayuno en Estados Unidos, Perú, Guatemala, México y la India. Asimismo, sus granos pueden ser útiles para preparar postres como barras o dulces.

En caso de que te interese empezar a cultivar amaranto en casa, te recomendamos visitar el siguiente artículo, cómo sembrar de forma casera, de manera que puedas informarte acerca de todos los pasos que deberás seguir para obtener un producto natural 100% sano: https://comolopuedohacer.com/sembrar-forma-casera

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 − siete =