Cómo hacer mantequilla con girasoles

Cómo hacer mantequilla con girasoles
Valor este articulo

Las flores, más allá de ser muy vistosas y proporcionar un agradable olor en donde estén, también han demostrado tener beneficios y usos para las personas, incluso usos comestibles. Es el caso del girasol, en sus semillas se han encontrado una rica fuente de proteínas.

Cómo hacer mantequilla con girasoles

Ampliamente conocido, existe el aceite de girasol en los mercados donde se utiliza para elaborar productos cosméticos, debido a su composición fortalecida de vitamina E, permitiendo la regeneración del tejido de células y reduciendo las arrugas. Como bien se puede ver, el girasol tiene diversos usos y fue en Hungría que se descubrió que el residuo extraído de las semillas de girasol tiene 42% más de proteínas y 12% de fibra, razón por la que es la fuente de alimento de algunos animales.

Cómo hacer mantequilla con girasoles

La flor que siempre saluda al sol

El girasol es una hermosa planta proveniente de Centroamérica, con un largo tallo poblado de hojas que culmina su recorrido en un centro lleno de semillas y llamativos pétalos amarillos. La principal característica de esta flor es que siempre está saludando al sol. Además de servir como producto de belleza, también es utilizado en diferentes tipos de platos donde se hacen salsas. Para quien tiene curiosidad por cómo hacer mantequilla con girasoles, debe seguir los siguientes pasos.

Cómo hacer mantequilla con girasoles

Modo de preparación

Ingredientes que se necesitan:

  • 1 taza de semillas tostadas, peladas y previamente saladas.
  • 1 cucharada de aceite de ajonjolí.
  • 1 cucharada de mantequilla sin sal.
  • Pizca de sal marina
  • Endulzante al gusto.

Una vez listos los ingredientes se procederá a precalentar el horno a 180°C como primer paso, donde se dejarán tostar las semillas de girasol por 10 minutos. Una vez listo, déjalas enfriar.

El siguiente paso es utilizar un procesador de alimentos para triturar las semillas por unos minutos a la vez que se le añade un poco del endulzante junto con una pizca de sal marina. Más tarde, en una batidora, añadir el resultado de las semillas trituradas con la cucharada de sal y dejar funcionar hasta que se logre una pasta gruesa. El proceso natural es que primero se haga harina, luego comience a escurrir aceite y finalmente aparece una bola de masa que eventualmente se hace más cremosa.

¡Y listo! Hacer mantequilla con girasoles hará mucho más saludable la dieta del día a día. En caso de que no tengas semillas de girasol recuerda que también hay otras formas de hacer mantequilla casera de una forma rápida y fácil.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 4 =