Cómo preparar magdalenas para un desayuno perfecto

Cómo preparar magdalenas para un desayuno perfecto
Valor este articulo

Cómo preparar magdalenas para un desayuno perfecto

Aunque se desconoce el origen real de las magdalenas, lo que sí podemos asegurar es que son riquísimas.  Tanto en Francia como en España son el bollo tradicional para desayunar. Aunque la forma en el primero es diversa y en el segundo es muy parecida al muffin. Dependiendo del tipo de masa que utilices puedes preparar unas magdalenas aptas para celíacos. Es decir, que todos tenemos derecho a deleitarnos de esta exquisitez.

Las puedes comprar en cualquier bollería, pero nada como prepararlas en casa. Quedan esponjosas, apetitosas, pero sobretodo, gustosas. La receta es muy sencilla, así que cualquiera puede prepararlas. Media hora solamente te separa de darte un buen gusto con unas magdalenas perfectas. Como valor agregado, si dejas volar la imaginación y te pones creativa, puedes hacerlas de chocolate, manzana, rellenas, etc.

Cómo preparar magdalenas para un desayuno perfecto

Ingredientes

Todos los ingredientes deben estar a temperatura ambiente.

  • 3 huevos
  • 200 gr. de harina utilizada en repostería
  • 125 gr. de azúcar granulada
  • 50 ml. de leche entera
  • 100 ml. de aceite de oliva extra virgen suave
  • ½ sobre de levadura química. Equivalente a 8 gramos
  • Moldes de papel rizado especiales para este tipo de bollo

Instrucciones para preparar unas ricas magdalenas caseras

Se comen normalmente en el desayuno. Aunque esto no te exime de darte un gustico a cualquier hora del día. Con las cantidades arriba indicadas se pueden obtener unas veinte unidades.

Cómo preparar magdalenas para un desayuno perfecto

Toma un bol grande y bate los huevos, puedes utilizar una batidora de varillas. A velocidad media y con movimientos envolventes realiza el proceso durante un rato. Trata que los huevos batidos queden esponjosos o espumosos. En algunas regiones separan las yemas de las claras. Estas últimas la baten a punto de suspiro y agregan a la mezcla final.

Agrega el azúcar poco a poco sin dejar de batir, procura todo se vaya mezclando uniformemente. Dale paso al aceite, lo viertes muy despacio. Sigue batiendo. Ahora viene la leche, después la harina y por último la levadura. Todo bien mezclado, procedes a guardar el resultado en el frigorífico para que enfríe.

Mientras tanto preparas los moldes para magdalenas donde introducirás el de papel rizado. Si no con el molde de papel rizado es suficiente. Antes de verter la mezcla en ellos, bate un poco la mezcla. No los llenes hasta arriba, y hornea durante 15 minutos. La temperatura del horno puede ser 200°C, recuerda precalentarlo. Comenzarán a subir hasta obtener el copete que les caracteriza y dorarse. Ya están listas. Las retiras del horno y dejas reposar hasta que enfríen.

 

 

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 1 =