Cómo hacer jabón casero de eucalipto

El eucalipto es una planta que tiene muchas virtudes, en especial para la piel. Tiene propiedades antibióticas y antiinflamatorias que pueden ayudar a tratar problemas dermatológicos, como granitos, manchas o forúnculos. Es una planta aromática que tiene un olor muy especial y puede ser medicinal, por lo que su uso diario puede tener muchos beneficios para la salud en general.

Cómo hacer jabón casero de eucalipto

Aunque el eucalipto tiene muchas propiedades, en cuanto a la piel suele usarse en forma de aceite. Éste es capaz de beneficiar el organismo por ser antiséptico, antiinflamatorio, cicatrizante y antibacteriano. Posee propiedades antirreumáticas, por lo que es eficaz para calmar los dolores musculares.

Una de las mejores formas de usar el eucalipto es como jabón, ya que tendrás todas estas propiedades condensadas en un producto que te ayudará de muchas maneras, te dejará la piel espectacular y siempre con un olor muy refrescante.

Cómo hacer jabón casero de eucalipto

Pasos para realizar el jabón de eucalipto

Para realizar el jabón de eucalipto, lo primero que necesitas es contar con los siguientes ingredientes:

  • Esencia de eucalipto (4 o 5 gotas)
  • Una barra de jabón de glicerina
  • Hojas de eucalipto para decorar y potenciar el aroma del jabón.

Vas a tomar el jabón de glicerina, que se consigue fácilmente en cualquier farmacia, y se parte en trozos, luego se ralla y se colocan todas estas virutas en un recipiente que se llevará a baño de maría para que se derritan con facilidad y bastante rápido.

Cuando las virutas estén totalmente líquidas, se retira del fuego y se agrega la esencia de eucalipto. Solo se necesitan unas gotas, ya que el olor es bastante potente, pero todo depende del gusto en particular de cada persona. También puedes tomar hojas de eucalipto secas y colocarlas dentro del jabón, esto le dará un toque decorativo y también potenciará mucho más el olor. Si las agregas picadas puede tener cierto efecto exfoliante.

Cómo hacer jabón casero de eucalipto

Cuando estén todos los ingredientes bien integrados, entonces es hora de colocar la mezcla en los moldes especiales que podrán ser de la forma que desees. Preferiblemente usa los de silicón que se pueden desmoldan con facilidad. Cuando esté frío y sólido ya estará listo para usarlo.

Este jabón se usa para calmar y desinflamar la piel, limpiar y desinfectar profundamente, tratar el acné, calmar dolores musculares, refrescar y relajar. Pero en general cualquiera puede usarlo para lucir una piel radiante y hermosa con un olor muy especial.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diez + 14 =