¿Cómo controlar la ira?

¿Cómo controlar la ira?
5 (100%) 1 vote

¿Cómo controlar la ira?

La ira es una manifestación emotiva común en los seres humanos. Esta clase de manifestación se produce como respuesta instintiva a algún estimulo negativo y que varía de intensidad. Un ataque de ira puede ir desde una leve sensación de enojo,  hasta todo un arrebato de violencia. En este último caso, se refleja en una serie de cambios en el comportamiento de la persona que la experimenta.Controlar la ira 1

La necesidad de controlar los ataques de extrema ira es fundamental para lograr relaciones interpersonales más sanas y tener una mejor salud. Esto, ya que los cuadros sucesivos de furia intensa pueden conllevar a desórdenes fisiológicos, afectando severamente la calidad de vida.

No se trata de reprimir por completo los sentimientos de enojo y contrariedad, sino de saber cómo expresar nuestra forma de pensar de manera conciliadora y equilibrada. Para esto debes dejar en claro los puntos en los que no estás de acuerdo y en los que se pueden alcanzar coincidencias. También hay que asimilar en una forma más serena, situaciones externas que escapan de nuestro control y que son motivos de nuestra ira.Controlar la ira 2

Herramientas para controlar la ira

Recurriendo a algunas estrategias sencillas, podrás controlar tus emociones frente a situaciones que provoquen desagrado:

  • Mejorar la comunicación. Saber escuchar a las demás personas y respetar sus puntos de vista, por mucho que no coincidan con los nuestros. Hay que entender que, como seres humanos, cada quien tiene una forma de pensar distinta de los otros y de igual manera, saber expresar nuestra opiniones de forma clara y natural.
  • Lapso de espera. La muy citada frase de “contar hasta 10 antes de responder” es muy acertada para evitar ataques impulsivos. Unos segundos de reflexión, antes de responder a una situación desagradable, ayudarán para canalizar tus emociones.
  • Practica la relajación. La relajación nos ayuda a conseguir un mejor equilibrio tanto físico como emocional, contribuyendo positivamente a controlar nuestros impulsos.Controlar la ira 3

Existen a menudo situaciones que nos ponen a la defensiva. Es importante, sin embargo, aprender a canalizar nuestras respuestas –y emociones frente a ellas- de la mejor manera. De esta forma, aprenderemos cómo controlar nuestra ira, sacando el mejor resultado de cada situación.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince − catorce =