Cómo confeccionar un mantel tejido

Cómo confeccionar un mantel tejido
Valor este articulo

Cómo confeccionar un mantel tejido

Decorar la mesa es más que una tradición, es sinónimo de pulcritud, orden y disciplina en el hogar. Lo que regularmente se estila, es colocar un mantel sobre la mesa, cubriéndola en su totalidad. Al momento de servir una comida, sobreponer un pequeño juego de manteles individuales para cada puesto. Pero uno de los artes más tranquilizantes, es el tejido, especialmente cuando se trata de elaborar una pieza grande, cómo confeccionar un mantel tejido.

0019-3

Hay que hacer varios manteles tejidos pequeños

La forma más fácil al aprender a confeccionar un mantel tejido, es hacer primero varias piezas más pequeñas para ir creando diseños. Luego se van a juntar en un solo modelo y quedará como un trabajo exclusivo, aplicando el principio de que, la suma de las partes es el todo.

Empezamos por seleccionar los hilos a utilizar, es recomendable que todos los hilos sean del mismo tipo. Sin importar los colores, puesto que, podríamos hacer una combinación de colores o hacer un bicolor, un monocromático o construir un entramado especial. El método más sencillo, para los principiantes en este arte, es empleando un telar.

47c9f6bedc27473a15877398514189d9

Construimos el telar

Primero haremos un cuadrado de madera. Colocamos clavitos o tachuelas en hileras simétricamente en los 4 lados. Aplicamos una gota de pega en la base de cada clavo para que queden firmes. Luego de que seque bien, lo usamos para entramar los hilos al cruzarlos de un extremo a otro y luego uno por debajo del otro de manera inter espacio. Creando pequeños trozos de tela tejida a mano.

El diseño

Haremos tantos tejidos pequeños, como necesitemos para alcanzar el tamaño completo del mantel a confeccionar. Esto lo conseguimos midiendo el tamaño del mantel, entre las medidas del telar recién construido, nos arrojará la cantidad de telitas a confeccionar. Una vez hechas estas telas, vamos a unir las partes. Para lo cual emplearemos un tipo de puntadas o costuras que quedaran siempre por la parte del reverso del mantel. A sabiendas de que, el mantel se armará con diferentes diseños pequeños. Estos los iremos creando sobre el telar a medida que cruzamos los hilos.

mantel-rectangular

Al realizar un mantel tejido, podemos poner, por ejemplo:

  • Un mantel arcoíris, cruzando pequeños tejidos de colores azul, violeta, amarillo, rojo, verde.
  • Mantel jamaiquino, colores: verde, rojo y amarillo, con algunas líneas negras.
  • Un mantel tricolor, amarillo, azul y rojo
  • Un mantel estilo norteamericano, cruzaríamos para cada estrella de la bandera. Blanco con fondo azul, haríamos 50 cuadritos pequeñitos, para formar un cuadro grande. Las barras blancas y rojas, las podemos construir con un telar rectangular mucho más grande. Para luego unirlas en uno solo, como confeccionar un mantel tejido

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + 4 =