Cómo hacer un estiramiento correctamente

Cómo hacer un estiramiento correctamente

 

El estiramiento es esencial  tanto antes como después de realizar alguna actividad física, ayudándonos a mantener los músculos de nuestro cuerpo sanos.

Estirar te genera muchos beneficios: genera flexibilidad en tu cuerpo y hace que tus movimientos sean firmes y orgánicos, evitando lesiones futuras. También prepara el cuerpo para el ejercicio físico y debe estar acompañado por un leve calentamiento. Asegúrate de asesorarte con algún  instructor o buscar información referente al tema, sobretodo conoce bien los nombres y las funciones que cumple cada músculo. Dependiendo de tu cuerpo hay zonas que estirarán más que otras, y dependiendo del ejercicio que vaya a realizar, algunos músculos necesitarán estirar más que otros.

Cómo hacer un estiramiento correctamente 3

Si tu estiramiento es para reducir el estrés

Lo ideal es que realices estiramientos todos los días. Sin embargo hoy en día vivimos a un ritmo acelerado que no nos permite cumplir con la rutina a cabalidad. Así que,  toma tus previsiones y trata de realizarlos por lo menos tres veces por semana.

Un estiramiento básico y sencillo comprende los músculos de la parte superior e inferior de tu cuerpo: la parte superior va desde el cuello pasando por los brazos, hasta el tronco y la cintura. La parte inferior  está compuesta  desde la cintura pasando por los gemelos, hasta llegar a los pies. Debes crear tu rutina de estiramiento empezando por la parte superior y siguiendo hasta la inferior. No se recomienda seguir el orden inverso.

Enfócate en los músculos de tus hombros y tu espalda, en particular si eres una persona que pasa su jornada sentada. SI por el contrario, estás siempre de pie, enfoca tus estiramientos en los músculos de las piernas, los pies y la espalda baja. Procura hacer estos estiramientos cada hora, o cada vez que te sientas entumecido(a).

Cómo hacer un estiramiento correctamente 2

Recomendaciones para un calentamiento rápido y sencillo

 

Procura alongar cada parte del musculo lo más que puedas, acompañado por una buena respiración. Debes inhalar antes de realizar el movimiento y exhalar al estirar, sosteniéndolos entre  15 y 30 segundos. Repite esta serie 3 o 4 veces. Recuerda que estirar lo más que puedas no significa forzar tus músculos al extremo. Si haces esto, te lastimarás.

Procura no realizar los estiramientos únicamente al inicio de alguna actividad física. Esto le resta fuerza al musculo y lo debilita poco a poco durante el transcurso del día, generando cansancio. Acompaña también el estiramiento de un precalentamiento de movilidad articular. Y si quieres aumentar tu flexibilidad para mejorar tu calentamiento, el yoga es una excelente alternativa.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 − cuatro =