Cómo hacer un condimentero

Cómo hacer un condimentero
Valor este articulo

Cómo hacer un condimentero

Las especias y condimentos forman parte de nuestro repertorio en la cocina. Con estos elementos le damos sabor a las comidas. Además de esto, considerando a la sal como el condimento principal, también le avivamos el gusto a cada preparación. Pero si las tenemos dispuestas en botecitos, será más fácil usarlas y rociar cada uno de los condimentos que necesitamos, en lugar de tomar con una cuchara o un medidor desde una bolsa o un recipiente más grande, cuando en la mayoría de las ocasiones, necesitamos es solo espolvorear un poco. Tenemos que buscar una solución más práctica. Pondremos a trabajar la imaginación, la creatividad y la paciencia para hacer algo que tiene mucho de manualidades y un toque de bricolaje también, empecemos.

Vamos a utilizar lo siguiente:

Frascos de plástico pequeños, sirven de mucho las botellitas donde viene el alcohol medicinal. Los potecitos viajeros que se usan para llevar medicinas o cosméticos, si no se han usado, mejor aún, porque no tendrán olor alguno. Una segueta de cortar metal (la usaremos para cortar el plástico) o un cuchillo de sierra fino. Una lima de uñas, si está nueva mejor aún y un mechero o la hornilla a gas de la cocina. Para hacer las tapas, usaremos una botella de refresco, un alfiler grueso o un clavo y una pinza de electricidad. Aparte, necesitaremos barniz de uñas o pintura de cerámica y un pincel para decorarlos. Bandas elásticas de goma, una para cada botellita, una tijera que pueda cortar plástico fino.

Cómo hacer un condimentero

Este es el procedimiento de cómo hacer un condimentero

Primero vamos a calentar un poco la segueta o el cuchillo de sierra. Procederemos a eliminar el pico de cada botellita, si son todas iguales, mucho mejor. Luego, con la lima de uñas, eliminamos las irregularidades de los bordes y ahora los vamos a lavar lo mejor posible. Si podemos sumergirlos en una solución de agua, sal de cocina, vinagre y unas gotas de cloro doméstico, quedarán bien esterilizados. Mientras los botecitos están en desinfección, procedemos a elaborar las tapas.

Cortaremos trozos de plástico de la botella de refresco, le daremos forma circular y la medimos en una de las botellitas. Debe quedar un sobrante de al menos 1 cm. Marcamos un círculo con ayuda de la parte abierta de la botella y ahora, cortaremos una serie de ranuras desde el borde hasta la línea de circunferencia. Así se va a crear una pestaña que nos servirá para fijar la tapa al bote de condimento. Las doblamos, le ponemos a cada botecito una tapita de estas y la fijamos con una banda elástica. Se podrá quitar y poner. Pintamos con el pincel a nuestro gusto y dejamos secar bien antes de depositar las especias.

Cómo hacer un condimentero

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

12 − diez =