¿Cómo hacer un abanico de papel?

¿Cómo hacer un abanico de papel?

El abanico es un utensilio básico que cualquier persona puede utilizar. Funciona como un medio para crear ventilación y así disminuir la sensación de calor. Especialmente en esos momentos en los que estas fuera de casa y no tienes acceso a un ventilador o aire acondicionado. Por esta razón es ideal saber hacer un abanico de papel y sobrevivir al calor en cualquier momento y lugar.

El calor es agobiante, causa pesar y hace que realizar cualquier tarea sea mucho más difícil. Hay ocasiones en las que el mismo cuerpo es quien produce ese calor, como las mujeres en el momento de la menopausia. Se enfrentan a períodos muy fuertes de calor, debido a los cambios hormonales naturales. En esas circunstancias tener un abanico de papel o la oportunidad de hacer uno donde sea que te encuentres puede aliviar tus problemas.

multicolor-abanicos-de-papel-5

Tiene varias utilidades

En la antigüedad, el uso del abanico distinguía a las mujeres que pertenecían a una clase social alta. No cualquier mujer del resto de la sociedad podía tener este tipo de accesorio, que para ese momento eran sumamente costosos.

Actualmente, la variedad en diseños es asombrosa, y la mujer tiene la posibilidad de escoger el que mejor se adapte a su estilo. Con el cual, sienta que complementa perfecto tu forma de vestir y de actuar.

En está oportunidad de forma particular, haremos referencias a indicar los pasos a seguir, para que tú misma puedas hacer tu abanico de papel. Puedes usar prácticamente cualquier papel, especialmente si lo haces en un momento de emergencia. Pero si quieres hacer un abanico de papel muy lindo y personalizado, busca un papel de calidad. La cartulina liviana es una buena opción, es manipulable pero al mismo tiempo resistente para que perdure.

maxresdefault

Paso a paso para realizar un abanico de papel

  • Elije el papel para poder determinar dos cosas básicas: el color y tamaño de tu abanico. Recorta el papel, para que se vea realmente el tamaño deseado del abanico. Esto dependerá de tu gusto.
  • Con ayuda de algunos materiales básicos, corta un cuadrado para luego del mismo poder sacar un rectángulo.
  • Extiende el papel con el lado simple mirando hacia ti.
  • Dobla la parte superior un tercio hacia abajo.
  • Luego Dobla el papel por la mitad manteniendo el doblez anterior.
  • Dobla los pliegues internos de izquierda y derecha hacia el centro, continua haciendo dobleces en la parte vertical. Asegúrate que sean rectos y se vean nítidos de cada lado y listo.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diez + siete =