Cómo hacer fuego de colores

Cómo hacer fuego de colores

La experiencia de contemplar el fuego resulta relajante para muchos e incluso un espectáculo. Una buena fogata ha sido el lugar de reunión común de los humanos desde sus inicios. Y su efecto sobre nosotros no ha cambiado. Pero si no basta esperar a las festividades para maravillarnos con la pirotecnia, podemos experimentar y crear nuestro propio fuego de colores. Este puede ser un divertido experimento de ciencias, o una manera genial de impresionar a tus invitados en una reunión.

Qué necesitarás para hacer fuego de colores

No hace falta ser especialista en química para saber cómo hacer un fuego colorido. Todo dependerá de los elementos que se utilicen, puesto que la quema de ciertos componentes generará colores distintos en la llama.

Cómo hacer fuego de colores 2

Antes de empezar se necesita tener lo siguiente:

  • Recipientes de aluminio (un ejemplo pueden ser los que vienen las velas pequeñas).
  • Alcohol en grado 96.
  • Ácido bórico.
  • Hilo de cobre.

Teniendo listo esto, que fácilmente se puede conseguir en una farmacia o una droguería, ya puedes disponerte a empezar el proceso de hacer fuego de colores.

Fuego verde, fuego azul y fuego amarillo

Un primer recipiente puede contener ácido bórico con alcohol. La quema de este conjunto crea una llama que es verde en los bordes mientras que, conforme se acerca al centro vuelve a ser amarilla. Un segundo recipiente ha de contener solo alcohol, resultando en un color azul en los bordes y a medida que se acerca al centro vuelve a ser amarilla. Generalmente vemos esta variación de color en algunas llamas que provienen de encendedores. En estos casos se evidencia que hay un elemento de alcohol en lo se está quemando.

Cómo hacer fuego de colores 3

 

Un tercer recipiente contendrá hilo de cobre con alcohol. El hilo de cobre también se puede conseguir en un cable viejo. Al prender fuego en este conjunto, en un principio la llama crece en un tono grisáceo u opaco que poco a poco se va tornando amarillo pero sin llegar a serlo. Y la cantidad de luz que se desprende es menor a la de una llama simple.

 

La explicación científica de por qué hay una variación en la percepción del color es sencilla. Esto se debe a que cada elemento tiene una diferente longitud de onda. Por esto el ojo humano percibe distintos colores en las reacciones químicas. De este modo sencillo y seguro puedes crear flamas de distintos colores y pasar un buen rato con tus amigos. Incluso puedes impresionarlos en alguna fiesta.

 

 

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 + 13 =