Cómo hacer arroz chino

Cómo hacer arroz chino
Valor este articulo

Entre las recetas más populares en cuanto a la comida china, está sin duda el arroz frito o como lo conocemos muchos el arroz chino. Aunque esta receta no sea 100% oriunda de china, ya que la  misma ha sufrido modificaciones considerables dependiendo de la ubicación geográfica y la época donde esta se prepare. Sin embargo, gracias a ese toque particular de cada región y su gran sabor, siempre seguirá siendo una de las principales opciones a destacar en el menú de restaurantes.

¿Cómo hacer arroz chino?

Este plato no es para nada complicado de preparar y puede tener grandes modificaciones según el gusto de los comensales. Acá se muestra cómo se prepara el arroz chino, dejando a la creatividad de cocinero muchos otros aspectos, sabores e ingredientes.

Ingredientes:

  • Arroz blanco cocido
  • Pollo, cerdo, carne de res y/o jamón
  • Frijoles de soya germinados
  • Puerro o ajo porro
  • Cebolla
  • Salsa de soja
  • Aceite
  • Olla grande o wok (preferiblemente)

El arroz blanco cocido debe ser preparado preferiblemente el día anterior y conservado en la nevera, de esta forma absorbe mayor cantidad de sabor. Su preparación debe ser la común para el arroz blanco.

¿Cómo hacer arroz chino?

Se recomienda preparar esta receta entre fuego medio y medio alto, por lo cual el wok será una gran herramienta a la hora de cocinar. Sin embargo, sino se dispone del mismo, en una olla grande puede realizarse también.

Paso 1:

En una olla bien caliente o en un wok se coloca un poco de aceite y cuando el mismo desprenda algo de humo colocar el pollo, el cerdo, el jamón y/o la carne, todo previamente sazonado. El plato puede contener los cuatro ingredientes o solo uno, lo importante es darle sabor.

Cocer hasta dorarlo suavemente, en caso del cerdo y el pollo debe dejarse un poco más de tiempo para garantizar su completa cocción.

¿Cómo hacer arroz chino?

Paso 2:

En el mismo recipiente donde se están cocinando las carnes agregar el arroz blanco, la cebolla y la salsa de soja, siempre mezclando de forma constante para evitar que se pegue. Si se ve muy seco, agregar un poco de agua y aceite.

Paso 3:

Agregar el puerro o ajo porro a la preparación. Este paso es fundamental en la preparación de esta sabrosa receta, ya que el mismo le da un el sabor característico del arroz frito chino.

Paso 4:

Agregar los frijoles de soja germinados. Se debe tener gran cuidado en colocarlos casi al final, ya que debemos buscar que los mismos no queden excesivamente cocidos. Los gustos siempre son diferentes; sin embargo, es bueno que queden cocidos a un punto casi crocantes.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × 2 =