Cómo bañar a mi perro

Cómo bañar a mi perro
Valor este articulo

¿Cómo bañar a mi perro?

Los perros son el mejor amigo del hombre, y por supuesto, al parecer también son amigos de muchas otras cosas como gérmenes paracitos externos como garrapatas, pulgas y ácaros. Nuestras mascotas peludas necesitan de muchos cuidados en su pelaje, que, aunque no lo creas, es más delicado que nuestro cuello cabelludo.

No bañarlo muchas veces a la semana

Las razones para bañar a un perro son muy variadas, desde que lo has llevado de pasado a una playa en donde recorrió kilómetros y kilómetros por la arena, jugó en un lodazal en tu patio trasero o simplemente decidió regalarse un banquete en el cesto de la basura. Estas cosas pueden hacer que quieras bañar a tu perro muchas veces a la semana. Como lo mencionamos anteriormente, su cuero cabelludo es muy delicado por lo cual no deberás bañarlo muchas veces por semana.

Pero como de igual forma hay que darles un baño de vez en cuando, te mostraré como puedes hacerlo de forma rápida y segura sin quedar agotado en el intento:

¿Cómo bañar a mi perro?

Paso a paso

  • A nuestros peludos amigos, así como a nosotros, no les gusta el agua fría. Una mala experiencia con un solo baño puede significar un desastre psicológico para tu perro. Te recomiendo que uses agua tibia, como si estuvieras bañando a un bebe.
  • Usa el champú adecuado para tu perro: cada perro al igual que las personas, tiene su tipo de piel específica, puede ser grasoso, seco, muy grasoso o muy seco, etc. Asegúrate de saber qué tipo de piel tiene tu perro. Si sabes de qué tipo de piel es tu perro, te recomiendo usar un champú neutro. El cual puedas observar cualquier reacción adversa sin que esta sea grave.
  • Enjuágalo muy bien. Esto es vital para evitar cualquier reacción alérgica en la piel de nuestro peludo amigo. Asegúrate que una vez terminado de enjabonarlo, lo enjuagues con suficiente agua. Mientras  más agua mejor. Pásale varias veces la mano como si aún lo estuvieras enjabonando y si observas que todavía saca espuma, pues tiene jabón y deberás seguirle arrojando agua.
  • Sécalo con mucho cuidado. Bañar a un perro es parecido a lavar la ropa. Si no lo secas bien, quedará con mal olor. Asegura de que quede bien seco en poco tiempo. Lo ideal es usar un secador de pelo, que sea un secador que no emita ruidos molestos o ruido en exceso, esto podría poner muy nervioso a tu perro.

Recuerda que lo más importante es no bañarlo muy seguido o podrías provocarle alguna reacción alérgica. Estos 4 sencillos consejos pueden ser de mucha ayuda, si eres nuevo con tu mascota.

¿Cómo bañar a mi perro?

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno + once =