Cómo arreglar unos tacones

Cómo arreglar unos tacones

Es cierto que, para las mujeres, ponerse unos tacones, es lo mejor que hay. Porque te hace ver sensual y muy elegante. Sabes que es uno de los elementos que te hará completar tu outfit. Para las noches, es tu compañero fiel. Te hará lucir hermosa en cualquier ocasión. A veces ese accesorio dejas de usarlo, porque te das cuenta que ya están un poco despegados o sucios. No te preocupes, que te daremos unos consejos increíbles para que puedas recuperar esos tacones que tanto quieres.

Para limpiarlos

Si los zapatos son de gamuza, hay que tener mucho cuidado con ellos. Cualquier sucio puede quedar y será más difícil de quitar. Para quitarle esas manchas, lo simple es utilizar un cepillo de dientes viejo, ponerle agua, jabón y frotar en donde se encuentra el sucio. Repite el proceso varias veces hasta que la mancha se quite por completo. Ponlo en un sitio donde llegue el aire, para que se pueda secar.

Si los tacones son de cuero, es más fácil. Solo necesitarás un paño húmedo, y vas a frotarlo por todo el zapato, hasta quitar las manchas. Repite el proceso hasta que logres tu objetivo, y dejar secar bien.

Cómo arreglar unos tacones

En el caso de que haya que pegarlos

Si tu problema es que los tacones se están despegando, te explicaremos de manera sencilla como puedes recuperarlos, sin la necesidad de botarlos. Hay varias opciones, la primera es que busques una pega especializada para pegar zapatos, silicón caliente también funciona. Luego de que consigas la pega, solo queda colocarla en la parte del zapato que esté despegada, y para que pegue mucho mejor, písalo con la punta de alguna mesa o silla y déjalo todo un día completo. Así se pegará sin problema. Otra opción, dependiendo del tipo de zapato, es cocer la suela, pero claro, esto ya dependerá si se puede o no hacer. Para cocerlo, si tendrías que llevarlo a alguna zapatería para que te solucionen ese problema.

Al hacer estos pasos, verás que tus zapatos se verán como nuevos. Vas a poder usarlos mucho más tiempo. Es importante que el proceso de limpieza de los zapatos, los hagas cada cierto tiempo, y no nada más cuando sea estrictamente necesario, así vas a poder mantenerlos más limpios, y sin que la mancha penetre totalmente en la gamuza o cuero. Hay que dejarlos secar por varios días, para que así puedas asegurarte de que no los guardarás mojados, y así evitar que agarren mal olor.

Cómo arreglar unos tacones

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + dieciseis =