Cómo superar la pérdida de un ser querido

Cómo  superar la pérdida de un ser querido

Aceptar que una persona cercana a nosotros ha fallecido no es tarea fácil. Muchas veces ese sufrimiento se apodera parcial o totalmente de nuestras vidas, y no debe ser así en ningún momento. Hay muchas razones enlazadas a esa muerte que nos hacen vernos y mantenernos llenos de un sufrimiento perpetuo. Si permitimos que ese sentimiento se prolongue, no haremos más que quedarnos estancados. Por eso es importante aprender a superar la pérdida de un ser querido.

Este no es un proceso sencillo, pero tampoco es imposible. Solo hay que llevarlo un paso a la vez, y con consciencia de que no a todos les toma el mismo tiempo. Muchas personas creen que el primer paso es la aceptación, pero hay un paso anterior a ese, y es el sentir el dolor.

girl-717935_960_720

Siente el dolor de tu pérdida

Muchas veces nos rehusamos a llorar o a expresar desde el corazón el dolor que nos produce la pérdida de esa persona. Ya sea por negación o ira, ese dolor siempre se manifiesta. Lo importante es no reprimirlo sino dejarlo salir en su forma más espontánea. Esto no es señal de debilidad, al contrario, solo las personas más fuertes se permiten a sí mismas expresar sus emociones del modo en que estas llegan a ellos.

No importa cuánto tiempo sientas que estás así, un minuto o dos horas. Lo importante es que cada vez que sientas esa emoción, la dejes expresarse en su totalidad. Ya que si la reprimes, solo te harás daño a ti mismo y a los que te rodean en el largo plazo.

calla-1418652_960_720

Acepta que ese ser querido ya no está allí

Ya sea que creas en una vida después de la muerte, o si crees en la reencarnación. Si crees que la existencia de cada persona solo se da desde que naces hasta que mueres, lo cierto es que ese ser tan querido por ti ya terminó su tiempo en la Tierra. Cada persona ve la muerte de formas distintas. Pero algo que es común a todos es que la muerte es parte fundamental del ciclo de la vida.

Al igual que las plantas y los demás animales, los humanos debemos nacer, crecer y morir. Y lejos de trivializar la muerte con esto, lo que se busca es que puedas verla con la solemnidad correspondiente. Pero sin quedarte estancado(a) en el dolor de la pérdida.

blancoynegro-1217184_960_720

Con que cada día dediques unos minutos a recordarte a ti mismo(a) estas cosas, y a expresar tus sentimientos respecto a esta pérdida, será más sencillo regresar gradualmente a un estado de calma, con menos dolor, y poco a poco podrás volver a tu rutina. Esto sin deshacerte del recuerdo de esta persona tan querida, pero tampoco permitiendo estancarte en un estado depresivo que solo hace daño.

 

 

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 − 2 =