Cómo preparar una tarta de requesón sin usar horno

La tarta de requesón es un postre exquisito y esponjoso. Se diferencia de la tarta normal de queso, porque esta es más compacta y consistente, pero es igual de deliciosa y puede sorprender a cualquiera. Si no dispones de horno, o quieres hacer un postre rápido, esta tarta de requesón es perfecta, ya que se hace en poco tiempo y no necesita hornearse.

Cómo preparar una tarta de requesón sin usar horno

Ingredientes (4 raciones)

  • 400 gramos de requesón
  • 400 ml de nata para montar
  • 100 gramos de azúcar
  • 2 sobres de cuajada
  • 300 gramos de galletas tipo María
  • 120 gramos de mantequilla
  • 3 hojas de gelatina
  • 250 gramos de mermelada de frutos rojos

Cómo preparar una tarta de requesón sin usar horno

Preparación

Toma un molde y coloca papel de horno en el fondo para que no se pegue la preparación. Luego tritura las galletas hasta que queden pedazos pequeños y reserva. Derrite la mantequilla y mezcla con las galletas hasta formas una especie de pasta y coloca en el fondo del molde, presionando hasta cubrir con una textura compacta. Coloca al menos 2 horas en el congelador.

Mientras se enfría la base, toma el requesón, añade el azúcar y reserva. A parte en una olla coloca la mitad de la nata a fuego medio. En otro recipiente coloca la otra mitad de la nata con los sobres de cuajada y mezcla con varillas hasta que se mezcle. Cuando la nata se caliente, añade la que tiene la cuajada y no dejes de remover. Al momento en que hervir, se apaga el fuego y se sigue removiendo por un minuto.

Cómo preparar una tarta de requesón sin usar horno

Está preparación se mezcla con el requesón y el azúcar, batiendo en forma constante hasta que se vuelva una crema sin grumos y homogénea. Esto se coloca encima de la base de galletas y se vuelve a refrigerar por 2 horas más hasta que tenga una buena consistencia.

La gelatina se pone en un bol con agua fría, a parte se pone la mermelada con un poco de agua a fuego medio hasta que espese, cuando comience a hervir se agrega la gelatina y se remueve hasta que se disuelva. Se coloca encima de la tarta y se deja enfriar hasta que cuaje.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno + 15 =