Cómo hacer aceite de jengibre para el dolor

Cómo hacer aceite de jengibre para el dolor
Valor este articulo

Cómo hacer aceite de jengibre para el dolor

El aceite de jengibre es un remedio naturalista que te puede ayudar a reemplazar las pastillas para el dolor. Funciona como analgésico en la medicina herbática, el jengibre es una raíz reconocida en el oriente por sus capacidades curativas como aliviar dolores y molestias musculares, funciona como antiinflamatorio, beneficia la circulación sanguínea, antiséptico y es de gran ayuda para combatir los problemas digestivos.

ginger-389906_960_720

Preparación

Para hacer tu propio aceite de jengibre necesitas: una taza de jengibre fresco y 1 ½ de aceite de oliva.

Enjuaga bien el jengibre y deja secar durante un par de horas. Al momento de preparar vierte todo el aceite en un recipiente que puedas meter en el horno. Pica el jengibre y rállalo todo con un rallador para queso. Agrega el jengibre rallado al aceite de oliva y remuévelo bien. Mete la mezcla en el horno y deja que hierve a fuego bajo durante dos horas.

Una vez sacada la mezcla del horno y enfriada a temperatura ambiente cuélala (preferiblemente con un paño de queso) para poder filtrar y eliminar los pedacitos de jengibre que quedaron. Exprime la tela para extraer las últimas gotas del aceite. Finalmente guárdalo en un envase de vidrio bien sellado y mantenlo en un lugar fresco y seco. Así te durará alrededor de 6 meses.

garlic-390859_960_720

Muchos beneficios

El aceite de jengibre tiene propiedades antinflamatorias, es rico en antioxidantes y estimula la circulación de la sangre, por eso resulta perfecto para combatir las molestas estrías.

Muchas veces la tos, bronquitis, disnea, asma y gripe son problemas que nos aquejan casi todos los días. Consumir una cucharadita de aceite de jengibre te ayudará a combatirlos, además podrás acabar con la molesta flema de la garganta y pulmones.

Está comprobado que el aceite de jengibre ayuda contra la hipertensión y está recetado para mejorar aquellos padecimientos coronarios. Reducen el riesgo de tener arteriosclerosis, evita la formación de coágulos de sangre y reducen los niveles del colesterol malo en la sangre.

Consumir una cucharadita de aceite de jengibre o distribuir aceite de jengibre con un masaje suave puede minimizar los dolores musculares y minimizar las prostaglandinas. Incluso hay quienes aseguran que el aceite de jengibre los ayuda a combatir las migrañas y alergias crónicas.

Ginger_Ale_2

Ayuda al cuerpo a desintoxicarse; si alguna comida te intoxicó es recomendable que consumas jengibre o su aceite. Esta raíz tiene el poder de desintegrar bacterias e, incluso, infecciones intestinales.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × 3 =