Realizar parte de nuestros disfraces en casa nos ayuda a ahorrar un poco de dinero, además, nos brinda la posibilidad de que los más pequeños de la casa